Diez negritos de Agatha Christie

Título: Diez negritos
Autor: Agatha Christie
País: Inglaterra
Año de publicación: 1939
Idioma original: Inglés
Título original: Ten little niggers / And then there were none (versión inglésa y americana, respectivamente)
Páginas: 223
Web: Versión electrónica de la obra.

Comentario: La escritora inglesa Agatha Christie es uno de los nombres más famosos en la literatura de misterio. Publicó en vida casi cien libros, entre novelas policiales y obras de teatro. Además, fue un best seller absoluto, ya que sus obras han vendido más de mil millones de ejemplares en sus originales en lengua inglesa y otros tantos en sus traducciones a más de 45 idiomas extranjeros. Fue la creadora del personaje de Hércules Poirot, el detective belga de bigotes, cabeza ovoide y un impecable razonamiento deductivo, a menudo comparado con Sherlock Holmes.
Sin embargo, en Diez negritos, considerada por algunos como su mejor novela, este personaje está ausente, así como cualquier otra figura del detective. Éste es un rasgo que distingue a esta novela de otras del mismo género. En efecto, no hay nadie que resuelva el misterio. No hay nadie que sepa antes que el lector quién o quiénes son los asesinos. Y no hay nadie que esté a salvo.
Los diez personajes de la obra son convocados por un desconocido a pasar unos días de placer y descanso en su lujosa isla privada. Al hallarse solos, comprenderán finalmente que alguien les ha tendido una trampa. Todos ellos tienen, por alguna razón, motivos para hacerse merecedores de un castigo. Y alguien no dudará en proporcionárselo.
Diez negritos fue llevado al cine –como muchos otros libros de Agatha Christie-. Se lo adaptó en dos oportunidades: en 1945 y en 1974, y ambas películas tienen la particularidad de cambiar el final original de la historia. Asimismo, la novela también ha inspirado el videojuego “Y no quedó ninguno”.

Opinión personal: Sin duda, uno de los mejores libros de policial clásico que ha caído entre mis manos. Agatha Christie mantiene el suspenso hasta prácticamente el último renglón del libro, y una vez que el misterio nos ha sido revelado, sólo queremos volver a leer desde el comienzo.